martes, 18 de diciembre de 2012

"El yoga y sus beneficios"

Debido al constante "no parar" actual, es necesario tomarse una pausa para relajar el espíritu y la mente. En esta transformación interviene el yoga. Muchas personas se sienten abrumadas por el estilo rápido de vida que se lleva en las grandes ciudades.
 El aislamiento de la naturaleza conlleva un mayor malestar del cuerpo y nacimiento de diversas y nuevas patologías. El yoga se está convirtiendo en una manera de relajar el cuerpo y la mente. Tradición del yoga Esta ancestral práctica se remonta a las antiguas disciplinas de meditación y ejercicios físicos las cuales se gestaron en la India y Asia.
 El yoga se practica en las religiones hindúes y budistas, principalmente, aunque actualmente muchas otras religiones se han sumado a esta sana forma de vivir. Consta de seis doctrinas básicas cuyo nombres son: vedánta, yoga, sámkhya, púrva, nyáya y vai esika.
Algunos practicantes también incluyen el tantra como disciplina meditativa y yóguica, a pesar de que sea un conocimiento nacido de diversas escuelas hindús.
 El hatha yoga es el yoga más difundido alrededor del globo y es reconocido por las ásanas una serie de posiciones corporales cuyo propósito es alcanzar una posición óptima para que el cuerpo esté preparado para meditar. Las ásanas generan una serenidad física conjunta a la mental que ayuda a la percepción de una energía nueva. El saludo al sol y la posición del loto son sus ejercicios más significativos. Beneficios de practicar yoga Las personas que practiquen sus ejercicios diariamente, percibirán un aumento de la concentración debido a la meditación y relajación de la mente, una unión del alma individual con la divinidad, una predilección hacia lo espiritual y curación de los malestares físicos y dolencias. También beneficia la purificación de los músculos, la eliminación de toxinas, así como de grasa y pérdida de peso, al tiempo que mejora la elasticidad.
 La energía vital se desprende de los cinco sentidos y la mente adquiere un estado consciente y de iluminación. Sin duda, el yoga es una herramienta de tratamiento básico en las terapias desintoxicantes y en las de cura del estrés o dolencias mentales leves, como el nerviosismo, la dispersión y la hiperactividad. Asimismo, no está recomendado para personas hipertensas, hipotensas, mujeres en estado avanzado de gestación, mujeres en periodo de menstruación o personas con alguna dolencia muscular u ósea grave.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada