martes, 20 de octubre de 2009

TRUCOS DE COCINA

. Pelar cebollas:
Si quieres evitar que te lloren los ojos, dejalas en la nevera unas horas y no te haran lloran cuando las intentes picar.
Pescado al horno:
Coloca en una bandeja untada con un poco de aceite, mantequilla o margarina, el pescado limpio separado en filetes. Después todo déjalo a la imaginación.
Filetes de merluza al toque:
Ponlos en una bandeja bien colocados. Sazónalos y exprime un limón por encima. Espolvorea un poco de harina por encima del pescado. Vierte un poco de mantequilla por encima y colócalo en el horno unos minutos y listo.
Pescado con pimientos:
Saltea unos pimientos cortados y unas cebollas con un poco de ajo. Coloca este fondo por encima de los filetes y pon el pescado al horno. Unos minutos y listo.
Pan rayado:
Espolvorea el pescado un poco de pan rallado, vierte un poco de mantequilla fundida por encima y ponlo en el horno.
Pescado ala Papa:
Fríe unas rodajas de papa o cósalas, después coloca el pescado encima. Corta unas rodajas de tomate, unas rodajas de cebolla, un poco de orégano, perejil picado y un poco de pan rallado. Rocía con un poco de aceite de oliva por encima. Coloca la bandeja en el horno y espere unos minutos.
A la plancha sin plancha:
Para evitar que el pescado a la plancha se queme antes que se cueza o simplemente no tiene una plancha, tiene dos soluciones Si tienes plancha, marca el pescado por un lado y por el otro y colócalo en una bandeja y al horno. Le queda blanco y bien hecho por dentro. Colócalo en una bandeja, en crudo, y métalo en el horno bien caliente, cuando esté dorado por encima voltéelo y una vez dorado baje la temperatura del horno hasta que esté hecho.
Haga su propio vinagre de malta, de tomillo, o de cualquier otra cosa!:
En una botella de vinagre si es posible de vino, y coloca en ella, un poco de malta, tomillo, laurel, ajo o las hierbas que te gusten más. Déjelas unos cuantos días y ya tiene el vinagre listo.
Carne asada en un dos por tres:
Éste es un sistema simple que sirve para casi todas las carnes y tiene los más excelentes resultados. Coje la carne que quiera asar y colóquela el día anterior tapada con agua y sal (es decir en salmuera). La densidad de la sal depende del tamaño de la carne y del tiempo que estará en remojo. Al día siguiente coloque la carne en el horno obteniendo una corteza crujiente y una carne sabrosa.
Pierna de cordero más sabrosa:
Para hacer que una pierna de cordero esté más sabrosa puede hacerse lo siguiente con una jeringuilla, inyecta en la pierna antes de cocinarla, en varios sitios, vino blanco o coñac.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada